La radio y el fútbol

analisis del conflicto latente entre la liga de futbol profesional y las radiosLa Liga de Fútbol Profesional lleva una temporada completa en guerra con la radio española por exigirle el pago de una cuota por retransmitir los partidos en directo desde los estadios.

La radio contra la LFP

La totalidad de la radio española lleva toda esta temporada en pie de guerra contra la Liga de Fútbol Profesional, en un conflicto que no tiene por el momento visos de que se arregle, a no ser que actúe el Gobierno. El origen del problema está en que la LFP decidió este verano exigir el pago de una cuota a las emisoras de radio para permitirles retransmitir en directo los partidos de fútbol desde los estadios. Con la recaudación, pretendía pagar el seguro por descenso que abona a los clubes de Primera División que pierden la categoría.

Derecho a la información

Lógicamente, la negativa de las emisoras de radio españolas fue rotunda, y ahí comenzó la guerra. La consecuencia directa fue que a los narradores y reporteros de las cadenas no se les permitió desde aquel momento entrar en los campos de fútbol para realizar su trabajo. Desde las ondas comenzaron una auténtica batalla para conseguir lo que defienden que es su derecho, ya que desde los años 20, las emisoras han cubierto los encuentros de fútbol de manera gratuita, y ahora se les quiere hacer pagar. Su argumento principal es que cumplen con un servicio público y con el derecho a la información.

Beneficio económico

Por su parte, la LFP explica que las cadenas de radio que cubren en directo los partidos sacan un rendimiento económico de esa actividad a través de los anuncios, por lo que deben abonar un canon por ello. Sin embargo, las cadenas españolas se han negado en bloque a pagar y han orquestado una eficaz campaña de comunicación, que ha movilizado a la opinión pública a su favor, y ha creado un problema de imagen a la LFP. Además, algunos clubes han tomado posiciones en apoyo a la radio, y declarándose en rebeldía, han permitido a los periodistas el paso a sus estadios.

Foto: Matthias Ott – FotoliaSimilar Posts:

Tags: